PLAN DE MARKETING

La competitividad entre las empresas y el empuje de las redes sociales ha puesto como requisito la creación de un plan de marketing para todas las empresas, que no quieren encontrarse en la última posición de la cola en los buscadores.

¿CÓMO ELABORAR EL PLAN DE MARKETING?

Un plan de marketing necesita tener unas pautas marcadas, que determinen los objetivos de forma clara y directa. Lo primero que debemos hacer es describir la situación, saber cuál es la situación actual interna y externa de la empresa.

-Entorno general: información relacionada con datos económicos, sociales, tecnológicos, políticos, culturales, medioambientales…

Entorno sectorial: grado de dificultad de entrada de nuevos competidores, análisis de proveedores clave, obtener información detalla sobre gustos intereses de los clientes.

Entorno competitivo: hemos de realizar un estudio detallado sobre nuestros principales competidores.

Mercado: en este apartado hemos de incluir información sobre la evolución y tendencia de nuestro mercado (productos, segmentos, precios…).

El segundo paso es analizar la situación actual en la que se encuentra la empresa. Tenemos que analizar la información recopilada en la etapa anterior y para ello utilizaremos el análisis DAFO (Debilidades Amenazas Fortalezas y Oportunidades). Consiste en detectar las fortalezas y debilidades de la empresa que originen ventajas o desventajas competitivas. Para llevarlo a cabo se estudian los siguientes factores:

El análisis DAFO en cuestiones de marketing se basa en estudiar la línea y gama de productos, imagen, posicionamiento y cuota en el mercado, precios, publicidad, distribución, equipo de ventas, promociones y servicio al cliente.

online-marketing-1246457_960_720-1

Para conseguir un buen plan de marketing necesitamos tener muy claros los objetivos. Para fijar correctamente los objetivos en nuestro plan de marketing, tenemos que seguir las siguientes pautas:

  • Tienen que ser adecuados y coherentes
  • Tienen que estar definidos claramente para que no puedan inducir a ninguna clase de error.
  • Tienen que estar definidos de una forma concreta.
  • Tenemos que determinar objetivos específicos por unidades de negocio, zonas geográficas, productos, etc.
  • Marcar plazos para su consecución

En todo plan de marketing existen dos clases de objetivos que se deben de fijar, los objetivos cuantitativos y los cualitativos.

  • Los objetivos cuantitativos expresan todos aquellos objetivos que se pueden cuantificar, por ejemplo volumen de ventas, porcentajes de fidelización de clientes, beneficios, facturación, etc.
  • Los objetivos cualitativos son aquellos objetivos que por la dificultad o su elevado coste de cuantificar se expresan de forma cualitativa.

Cuando ya hemos fijado los objetivos pasamos a detallar cuáles serán nuestras estrategias de marketing, es decir, la estrategia de segmentación, estrategia de posicionamiento…

  • La definición del público objetivo (target) al que se desee llegar.
  • El planteamiento general y objetivos específicos de las diferentes variables del marketing (producto, comunicación, fuerza de ventas, distribución…).
  • La determinación del presupuesto en cuestión.
  • La valoración global del plan, elaborando la cuenta de explotación provisional, la cual nos permitirá conocer si obtenemos la rentabilidad fijada.
  • La designación del responsable que tendrá a su cargo la consecución del plan de marketing.

En este punto hemos de tomar las decisiones estratégicas sobre las famosas 4Ps del marketing: producto, precio, distribución y comunicación. Las 4Ps han de trabajar conjuntamente y han de ser coherentes entre sí, lo que se llama Marketing MIX.

El penúltimo paso es el plan de acción, es decir, cómo llevar a cabo estas estrategias y objetivos que nos hemos marcado.

-Acciones sobre productos: modificaciones o cambios de packaging, lanzamientos o modificaciones de productos, desarrollo de marca, incluir servicios.

-Acciones sobre precios: modificaciones de precios, descuentos, financiación, etc.

-Acciones sobre ventas y distribución: modificación de canales de distribución, renegociar condiciones con mayoristas, mejoras en plazos de entrega, aumentar o disminuir la fuerza de ventas, expandir o reducir las zonas de venta, etc

-Acciones sobre comunicación: publicidad, promoción de ventas, relaciones públicas, marketing directo.

idea-1855595_960_720

Uno de los pilares más importantes de tu plan de marketing online serán las fuentes de tráfico a utilizar. En Internet tenemos disponibles un gran número de métodos y estrategias para generar tráfico y visitas a una página Web.

  • Email Marketing
  • Publicidad
  • Herramientas necesarias
  • Embudo de ventas

Y para acabar, la supervisión

Las reuniones periódicas, el cuadro de mando y los KPIs suelen ser las medidas más utilizadas para la supervisión. De nada sirve un plan de marketing, si no supervisamos su implementación y no corregimos los imprevistos que puedan surgir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *